¿Qué se puede hacer con Internet?

¿Qué se puede hacer con Internet? Casi todo lo que puedas imaginar si en tu proyecto ideas un eficiente sistema de información que permita la comunicación de todos los usuarios para provocar su participación en el desarrollo, gestión y mantenimiento del propio proyecto. En otras palabras, no funcionarán ni los negocios en Internet, ni el comercio electrónico, ni las publicaciones digitales, ni el teletrabajo, ni la telemedicina, si en su estrategia empresarial no tienen previsto montar un espacio de comunicación en red. A partir de la participación de los usuarios, en función de unos objetivos, se logrará a través de la interacción gestionar el conocimiento de cada persona y sacar el mejor partido del capital intelectual colectivo. ¿Ejemplos? Muchos. Desde el diseño de una aeronave hasta la puesta en común de los problemas y soluciones de los socios de la federación de las asociaciones de padres de alumnos.

¿Cómo? Diseñar y gestionar un espacio de comunicación para reconducir las aportaciones de los usuarios específicos del espacio, requiere de un equipo de gente formada, con un conocimiento amplio de una tecnología conceptual ideada para este fin. en.medi@ (cuyo nombre también se refiere a la tecnología conceptual) es el espacio de debate de en.red.ando. A lo largo de más de un año de experiencia hemos logrado desarrollar un espacio dónde mas de un millar de participantes reflexionan sobre aquellos temas que edita el medio en red en.red.ando. A partir de esta iniciativa hemos aprendido a analizar, experimentar y aprender colectivamente los temas más variados que emergen en Internet, especialmente los del campo de la comunicación y la gestión de conocimiento.

¿Cuándo se decide una organización a montar un espacio de estas características? Cuando se observa la necesidad de comunicación interactiva entre los que conforman la empresa y/o sus clientes y proveedores. O, cuando un proyecto de nueva envergadura está basado en Internet.

Y… ¿por qué le explicamos todo esto? Simplemente porque observamos que vivimos en un ambiente en el que se habla mucho de Internet, de negocios, de comercio electrónico, de gestión de conocimiento, pero no se habla del “cómo” afrontar el día a día en todos estos aspectos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *